segurogeneral.com.

segurogeneral.com.

¿Cuáles son las exclusiones comunes en un seguro de responsabilidad civil?

Introducción

Uno de los seguros más importantes para cualquier empresa es el seguro de responsabilidad civil. Este seguro cubre los daños y perjuicios que puedan causar a terceros los empleados o la empresa misma en el desempeño de sus actividades. Sin embargo, debemos estar conscientes de que existen exclusiones en todo contrato de seguro, y el seguro de responsabilidad civil no es la excepción. En este artículo, analizaremos las exclusiones más comunes en un seguro de responsabilidad civil.

Daños preexistentes o consecuenciales

Una de las exclusiones más comunes en un seguro de responsabilidad civil es la exclusión de daños preexistentes o consecuenciales. Es decir, si el daño que se reclama es consecuencia de un hecho que ya existía antes de la contratación del seguro, o si es consecuencia de otro daño que no está cubierto por la póliza, el seguro no será responsable de cubrir los costos. Por ejemplo, si una empresa de construcción tiene un seguro de responsabilidad civil y uno de sus empleados daña una estructura durante la construcción, el seguro cubriría los costos de reparación. Sin embargo, si la estructura ya tenía daños antes de la construcción, el seguro no cubriría estos costos.

Delitos o acciones intencionales

Otra exclusión común en el seguro de responsabilidad civil es la exclusión de delitos o acciones intencionales. Si un empleado o la empresa misma comete un delito o un acto intencional que cause daños a terceros, el seguro no cubrirá los costos. Por ejemplo, si un empleado roba un objeto de un cliente y causa daños en la propiedad del cliente en el proceso, el seguro no cubrirá los costos de reparación.

Lesiones personales a empleados

Otra exclusión común en el seguro de responsabilidad civil es la exclusión de lesiones personales a empleados. Si un empleado se lesiona en el desempeño de sus actividades laborales, en general, será cubierto por la póliza de seguro de compensación laboral que tenga la empresa. Si la empresa no tiene una póliza de seguro de compensación laboral, es posible que se le exija que pague los costos de la atención médica y el salario perdido al empleado lesionado. En cualquier caso, el seguro de responsabilidad civil no cubrirá estos costos.

Daños causados por vehículos motorizados

En general, el seguro de responsabilidad civil no cubre daños causados por vehículos motorizados. Estos daños suelen estar cubiertos por el seguro automotriz correspondiente. Sin embargo, hay algunas excepciones. Por ejemplo, si un empleado de una empresa causa daños con un vehículo mientras está desempeñando actividades laborales, es posible que la responsabilidad recaiga sobre la empresa y que, por lo tanto, el seguro de responsabilidad civil tenga que cubrir los costos.

Lesiones personales a terceros

El seguro de responsabilidad civil suele cubrir lesiones personales a terceros, pero existen algunas excepciones. Por ejemplo, si el daño causado a un tercero fue resultado de un acto intencional, el seguro no cubrirá los costos. También es posible que el seguro no cubra lesiones personales en actividades peligrosas, como deportes extremos. Por lo tanto, antes de contratar un seguro de responsabilidad civil, es importante revisar cuidadosamente las exclusiones que pueda tener la póliza.

Conclusiones

En resumen, el seguro de responsabilidad civil es una herramienta importante para cualquier empresa que quiera protegerse contra los daños y perjuicios que pueda causar a terceros durante el desempeño de sus actividades. Sin embargo, es importante estar conscientes de que existen exclusiones en todo contrato de seguro. Analizar cuidadosamente estas exclusiones antes de contratar una póliza de seguro de responsabilidad civil puede ayudarnos a evitar sorpresas desagradables en el futuro. Además, es recomendable buscar el asesoramiento de un experto en seguros antes de escoger una póliza.